Claves para elegir una computadora portátil

Etiquetas: , , , , , , , ,

De mayor a menor, laptops, notbooks, netbooks y vaya uno a saber que otras cosas más se inventarán, nos brindan algo que compiten muchos otros dispositivos más pequeños como los PDA, iPhone y demás super teléfonos: portabilidad. Llevar nuestro trabajo, estudio o simple diversión de un lugar a otro es lo que nos permiten las computadoras portátiles.

Pero ¿cómo elegir a la hora de comprar? Es una gran pregunta para quienes van a invertir su dinero en esta maravilla tecnológica que cada día compite mejor con las diversas necesidades y ventajas.

Empecemos por las diferencias y luego vayamos a las necesidades que uno tenga.

Hay quienes dicen que no hay diferencia entre laptop y notebook, pero originalmente la diferencia está en el tamaño. Las laptop, cuyo nombre viene de que se pueden apoyar en las piernas, son un poco más grandes que las notebook, que hacen referencia a los bloc de notas. Como todo se hace cada vez más pequeño hablando de tecnología, hace poco surgieron las netbook.

- Laptops: son las más poderosas, las más grandes, más cómodas para trabajos que requieren una gran pantalla, pero también son las más pesadas. Hay de 17 pulgadas o más. Tienen mucha capacidad de disco y de memoria. Son lo más cercano a las computadoras de escritorio en términos de comodidad de uso, velocidad y rendimiento. Tienen tanta capacidad que un fanático de los juegos puede utilizarla sin problema.

- Notebooks: bueno no hay tanta diferencia con las anteriores en términos criteriosos, pero son más pequeñas para transportar. Sus pantallas andan por las 13 o 15 pulgadas. También poseen alto rendimiento, pero también tenemos las más económicas cuyo rendimiento y velocidad son menores. De todas formas estas portátiles son ideales para quienes tienen que estar en movimiento y necesitan trabajar con programas más pesados, ver películas, etc.

- Las nuevas estrellas, las netbook: Acá nos encontramos con lo máximo en portabilidad. Súper livianas y pequeñas. Rescatan el espíritu perdido de la famosa “Libretto” (por pequeño libro) de Toshiba, cuando las notebook pretendían ser lo más pequeñas, pero hoy la definición de pantalla y potencia son mucho mejores. Aún así, estas pequeñitas tienen un principal destino… vivir de las aplicaciones de Internet. Por eso todas vienen listas para usar Wi-Fi. Esto es chequear tu cuenta de correo, chatear y utilizar algún procesador de texto o planilla de cálculo sin esperar gran comodidad porque sus pequeñas pantallas de 8 a 10 pulgadas son muy pequeñas por lo tanto no es buena idea regalarle una de estas a la abuela (salvo que pretendan que esta vuelva a regalártela a ti otra vez como Homero regalando una bola de boliche a Marge para su cumpleaños). Tienen como contra que su teclado es más chico y cuanto más pequeñas, chicos más discos. Incluso algunas utilizan un disco rígido no convencional (memoria en estado sólido) que no es un disco tradicional sino como la que tiene un pendrive por así decirlo.

¿Qué es lo que tenemos que tener en cuenta según nuestra necesidad? Volvemos a las cuestiones importantes.

1ro. Nuestro bolsillo. Acá las notebook y las netbook pelean el puesto, pero también sacrifican potencia a precio más bajo. Si bien las netbook son las más baratas en comparación, pensemos que no poseen lectoras de CD o DVD.

2do. Performance y velocidad. Si queremos trabajar con programas de diseño o que requieran todos los recursos de nuestra portátil como así también una pantalla grande, las laptop serán las elegidas. Memoria y procesador son cuestiones críticas que mueven mucho el precio de una portátil. Hoy en día tenemos que pensar que 1GB de RAM ya está quedando poco, especialmente para las nuevas versiones de sistemas operativos como Windows Vista o 7 y el OSX 10.5 para las Mac (que de fábrica vienen con 2GB como base).
Los procesadores Atom, Celeron de Intel y los Sempron de AMD son los de versiones más económicos pero también de velocidad y rendimiento más bajo. El resto de los procesadores aumentan velocidad y rendimiento, pero si necesitamos velocidad, tendremos que invertir un poco más de nuestro bolsillo en esto.

3ro. Capacidad. Los discos de notebook son mucho más baratos hoy en día y la capacidad alcanza los 320GB (o 500GB en los últimos modelos más avanzados pero así también consumen la batería en un segundo). Las Netbook pierden en esta categoría y ganan las otras.

4ro. Peso. Si estamos necesitando llevar la compu a todas partes, tenemos que considerar cuanto pesa, no solo pensemos en la portátil sola, sino con los adaptadores de corriente, bolso y demás. Los sitios se preocupan en bajar el peso de sus máquinas pero estas cosas siguen sumando sus kilos extras y solo muy pocas marcas ofrecen estas cosas livianas. Obviamente, acá ganan por lejos las netbook y las laptop de 17 pulgadas ¡sólo las tenemos en cuenta si vienen en bolso con ruedas!

5to. Autonomía. He dejado para lo último lo más importante de una portátil si se jacta de serlo. Hay que ver cuánto dura la batería. Acá juegan varias cosas a la vez. Si utilizamos mucho el procesador y la lectora de DVD (ver un video por ejemplo) vamos a quedarnos sin batería muy rápido. Una portátil con un procesador muy rápido también consume más batería.
Las baterías dicen cuantas “celdas” tienen y esto es la capacidad de autonomía que también nos darán.

Hay que hacer un comparativo y ver según nuestras necesidades cuál es la que se ajusta a lo que la vamos a utilizar y qué es lo que queremos que tenga más importancia por sobre el resto.

¡Uff! Se me hizo muy largo ¿no? Bueno valía la pena la aclaración. ;-)

Gracias a todos por sus consultas y espero haberles aclarado un poco el camino.

¡Suerte!

Benjamín

If you enjoyed this post, make sure you subscribe to my RSS feed!

Publicar comentario

requerido
requerido, oculto